RSS Feed

16/3/11

HABIA UNA VEZ....


 
(Aviso: este es un cuento que no tiene nada que ver con la realidad. Cualquier parecido con personajes o situaciones, son solo una mera casualidad)

Había una vez, hace muchos años, un país muy…muy lejano…..donde su gente era muy trabajadora y que vivía de los alimentos que producían sus tierras. Se trataba de culturas milenarias que habían encontrado la forma de vivir en un ambiente de paz y armonía con la naturaleza e incluso se decía que las enfermedades pocas veces visitaban sus regiones. Los hijos ayudaban a los padres en las siembras y las hijas se quedaban en casa con sus madres atendiendo labores del hogar. La economía de ese país se encontraba en una expansión tal que otros países empezaron a mirarlo con ojos de envidia.
 
En esa época, del lado occidental del mundo, existía también un Rey que se creía el mas poderoso de todos los gobernantes y cada día le preguntaba a uno de sus poderosos hechiceros:

….. Quien es el Rey del país mas poderoso del mundo?

Y el mago, sabiendo que si molestaba al Rey su vida correría peligro le decía cada día

……Tú mi señor eres el mago mas poderoso del mundo.

Pero he aquí que cierta vez, el Rey en una de sus visitas le hace la pregunta de rigor al hechicero y este, aún sabiendo la suerte que podría correr, tuvo que decirle la verdad:
 BruegelPortrait.jpg
….. Mi señor, tú eres el mas poderoso del mundo…por ahora. Pero existe del otro lado del mar, en tierras de lejano Oriente, un paisito que cada vez se hace mas fuerte y que pudiera ser el nuevo imperio del mundo.

El Rey de Occidente montó en cólera y de una vez ordenó a sus ministros:

….. “Córtenle suministros de energía, quítenle acceso a todos los insumos y súbanle los impuestos…Hagan que paguen sus deudas y no les den mas créditos... Ese país debe escarmentar y aprender que no puede querer ser mas grande que mi reino”

Mientras esto sucedía, cerca del pequeño paisito, un Rey loco, jugaba a crear soldados de una fuerza tal que nadie pudiera vencerlos. Por eso, concentraba todas sus maniobras en crear el mayor imperio del mundo, ofreciendo a sus países vecinos apoyo bélico y comercial si se unían a él.

Con toda esta moda de jugar con barquitos y aviones, y sintiendo el apoyo de este Rey Loco,  pronto las mentes de los gobernantes del pequeño paisito se trastornaron y emprendieron una guerra sin cuartel por varias islas cercanas al país que lo mantenía oprimido con el fin de que sintieran que no podían con ellos..

De pronto, todo el mundo se volvió loco. Los gobernantes en general empezaron a pelearse unos a otros sin importar para nada la cantidad de muertos que estaba generando esta acción bélica. El pequeño paisito moría cada vez mas en un ataque sin sentido. Ellos siempre habían sido guerreros, pero de esa clase de guerreros que conocían de estrategias, de juegos de guerra, de ataques frontales en donde era preciso luchar cuerpo a cuerpo hasta morir.

Pero nunca se imaginó el pequeño paisito que el Rey del país grande había empezado a jugar a querer ser Dios y en sus intentos por querer ser mas grande que nada en el Universo había construido un arma que podía aniquilar toda la raza humana de una sola vez. Y fue así como un día, el pequeño paisito no despertó mas…
Nadie le advirtió que sus días estaban contados y que una enorme llamarada de mas de 15 mil metros cubriría sus cabezas. La gente trabajadora ya no pudo volver a sembrar en tierra estéril, los vientres se secaron y la lluvia empezó a caer como kamikazes grasientos sobre sus cabezas…la vida se cubrió de muertes y  oscureció los días en el paisito por donde siempre salía el sol naciente…

Pero aunque fueron mutilados, desfigurados y vencidos, no pudieron doblegar su espíritu. La vida siguió, el Rey de Occidente se hizo fuerte al lado de los que estuvieron a favor del mayor asesinato en la historia de la humanidad y los que no estuvieron de acuerdo pasaron a vivir las peores necesidades, hambre, frío, soledad y muerte…Era la ley del mundo, la ley del sobreviviente, la ley del mas fuerte…y que paso con el pequeño paisito?

Trabajó…… de noche y de día trabajó, sin importar que nadie los ayudaba, ellos se levantaron de nuevo a trabajar de sol a sol, los hijos con los padres, las hijas con las madres, la familia unida pedía a su Dios un nuevo amanecer y gracias a su esfuerzo, este no tardó en llegar.
 
 El paisito se hizo fuerte, su economía era la mejor que había en el mundo y lo mejor era que los ojos del Rey de Occidente no se fijaba en ellos porque ahora al Rey le movía otro tipo de codicia…solo le interesaba conseguir una nueva riqueza la cual ellos no tenían.

El poderoso Rey se encontraba ahora tratando de apoderarse de la mayor reserva de un líquido que había aparecido en la tierra hace algunos años y que era vital para proporcionar energía. El paisito a pesar de estar cerca de los países que si tenían en abundancia, no poseía de ese tesoro. La única riqueza que tenía era la fuerza y la constancia de su pueblo trabajador y por eso se sentía a salvo de los desatinos de ese Rey avaricioso.
 Image
Entonces sucedió que el Rey de Occidente, utilizando su astucia y malas mañas informativas, generó toda una red de conflictos bélicos entre los habitantes de uno de los países vecinos al lugar donde se encontraba la riqueza que el quería. Generó una cruzada de fe entre los habitantes de un pueblo que milenios antes ya tenían su propio Dios, el cual  lógicamente no era el mismo al que adoraba el Rey de Occidente.

…. Los pueblos de Oriente no tienen derecho a vivir sus vidas en sus propios términos, conforme a su propia historia y cultura. Solo hay un Dios y no es el mismo al que ellos rezan y que les permite matar. – gritaba el Rey a quien escuchaba

Con esta ideología iba convenciendo a muchos países pequeños e inocentes, mientras aliado a otras grandes naciones impedían con su propaganda y  falsa información tener una visión medianamente equilibrada de lo que estaba sucediendo y lo que realmente estaba en juego en ese lugar cercano al pequeño paisito
 
De nuevo, el Rey poderoso colocaba sus peones en situación estratégica pero no 
encontraba un motivo para apoderarse de un país sin tener un argumento…”No, señor, eso no se vería bien”, le decían sus Ministros…”Nosotros siempre hemos sido los buenos, los protectores de los pueblos mas débiles…”

Ciertamente, el Rey debía seguir siendo visto ante sus súbditos como el alma mas buena de todo el planeta...debía pensar…
 Image
Todos los ojos estaban puestos en ese conflicto generado por el Rey de Occidente y Rey del lugar donde se encontraba la riqueza que el quería…necesitaba distraer a las personas porque ahora los medios de comunicación y esa cosa rara y nueva llamada internet lograba informar en segundos de cada paso que daba…

Llamó a sus súbditos nuevamente y les dijo…

…. Les pago para quitarme la paja del ojo y ese Rey ya me tiene un orzuelo, inventen algo, distraigan al mundo mientras me apodero de su país….eso que él tiene lo quiero yo..

…. Señor, la única manera sería crear otro desastre como el que produjimos el año pasado...pero no se si la tierra aguante otra sacudida.

El Rey molesto les gritó tan fuerte que los pobres hombres apenas tuvieron tiempo de arrodillarse antes de que su varita despidiera rayos a punto de convertirlos en cenizas.

…. Señor, pero esta vez a quien atacamos?

…. A ver, díganme ustedes que país me esta hinchando las pe…???

Los hombres se dieron cuenta de cual era el lugar que se refería..Ya muchas veces había dicho que de nuevo el paisito estaba resultando una piedra en el zapato. Y es que se había hecho muy grande, y su economía tan fuerte que lograba llegar a todas partes del mundo. Su fuerza pronto sería mucho mayor que su imperio, así que debía hacer algo para bajarle los humos.

Otra vez, de nuevo. No hubo día en la tierra del sol naciente. La tierra tembló. La gente que se acostó la noche anterior pensando que tenía trabajo atrasado y que debía terminarlo, la señora que tenía muchos vestidos por entregar, el niño que había hecho toda su tarea, todo un pueblo trabajador de nuevo se quedo acostado bajo enormes sábanas de concreto…Otra vez no hubo aviso, no hubo piedad contra un pueblo que lo único que había hecho era resurgir de sus cenizas y de nuevo no hubieron castigos ni culpables…
 
De nuevo el poderoso imperio del Rey de Occidente se salía con la suya y mientras el mundo se llenaba de tristeza y se compadecía de la suerte del pobre paisito, él entraba como siempre, de una manera “humanitaria” con todo su ejercito a tomar posesiones de un territorio ajeno, como lo ha venido haciendo desde hace algunos años al colocar bases militares en varios puntos estratégicos del mundo…de norte a sur...de este a oeste…

De nuevo el paisito no tenía voz…su pueblo lastimado, herido, agradecía al Rey de Occidente su ayuda samaritana, mientras sus buques y aviones llegaban con alimentos y medicinas, iban tocando el suelo de un paisito que ahora les serviría de entrada al paraíso donde se encuentra lo que tanto deseaba…

Pero no sabe el Rey de Occidente, que esta vez la suerte no esta de su lado. Su ambición desmedida lo ha llevado hasta una trampa muy bien armada y que sus días están contados, porque ha comenzado la caída de un Imperio y el nacimiento de una nueva era….

Fin...

Y bueno..es mi cuento, termina como yo quiera

Nota..las imágenes son pinturas de  Pieter Brueghel el Viejo, nacido en los Países Bajos, en 1525, y fallecido en Bruselas, en1569).
 
Es el más importante pintor holandés del siglo XVI, y en la actualidad es considerado una de las grandes figuras de la historia de la pintura. Realizó sobre todo cuadros de paisaje y de escenas campesinas, en los que reflejó la vida cotidiana con realismo, abundancia de detalles y un gran talento narrativo.

0 DEJA TU COMENTARIO AQUI:

Publicar un comentario

Para los que solo fui sombra..para aquellos que deje huella...escribiré siempre que pueda todo lo que mis divagaciones me hagan sentir...