RSS Feed

9/12/11

Explicaciones al viento...


Aún después de todo lo pasado yo seguía pensando que regresarías a mi vida, que solo a ti te sería fácil alejar a las sombras del dolor…pensé que quizás el camino correcto era el que podías ofrecerme a tu lado….deseaba que fueras mi fortaleza,  la energía que me hacía falta, el sentido que siempre busque en esta vida y que a mis tantos años aún sigo buscando…,pero no fuiste nada de eso y por eso , me alejé sin sentir incluso que yo era algo para ti…lo se, yo fui la fuerza que dio rumbo diferente a nuestro destino cuando realmente lo único que yo deseaba en esta vida era ser tu compañera de viaje.

Y me guardé abrazos, palabras, caricias que te pertenecían, cometí errores que reconozco, pero que de ninguna manera me hacían merecedora de tus rencores…. Duele decirlo pero jamás me sentí menos amada por lo que realmente era, al final creo, sin reprocharte nada, que fui una especie de  calmante que aminoró por un tiempo tus dolores y tristezas y que hoy,  ya no quieres ni verme retratada en un lado del espejo cada mañana…

Nunca entendí tus maneras tan sutiles de hacerme ver tan especial ayudándome a colocar en su lugar las piezas de un corazón incrédulo y dudoso….¿ Para que ordenarlo si con cada tiro al blanco ensayabas tu puntería y lo rompías en mil pedazos….?

Llámame ilusa, por no decirme tonta,  pero aún después de tantas cosas yo seguía lanzándome al vacío esperanzada de poder recobrar lo que una vez tuvimos pero tú ya no podías confiar en mi… Créeme, no hay reproches ahora, porque por un momento de mi vida  supe lo que era sentir el viento en mis alas...aprendí a tu lado que el mejor regalo que podías dejarme era la libertad de empezar a ser yo misma aunque tuviera que equivocarme y no ver que algunas mentiras vienen escondidas tras puños de hierro...

Lamentablemente no tuvimos final feliz, nuestro adiós no lo enmarcamos con un beso bajo la brillante luz de una luna llena, ni tuvo un te amo entrecortado, ni siquiera reproches ahogados por el llanto…pero sabes, nos quedan los buenos recuerdos, para que con el paso de los años podamos regresar a esa parte de nuestra historia donde las cosas malas se olvidan y entonces podamos volver a suspirar por lo que se nos fue de las manos y del corazón.

Tú eres un amante de la vida y yo tan solo una aprendiz que sigue buscando el nombre del viento y ambos descubrimos demasiado tarde ¿ o fue temprano? que cometimos muchos errores. Ya no es hora de defender mentiras, basta de sufrir por tonterías…me engañé a mi misma pero sabes que somos guerreros del tiempo, no me seguiré culpando de nada, ni te culpo a ti por no saberme retener… pero tampoco dejaremos que nuestros errores se repitan….y como solíamos decir al final de una noche, al caer esta noche larga te digo ….TQI…

2 DEJA TU COMENTARIO AQUI:

Francisco Espada dijo...

¿Sabes? Has conseguido meterme en el papel y me has hecho sufrir contigo y por ti. El camino del amor es a veces (demasiado frecuente) pedregoso. ¡Ojalá sea pura ficción y mi dolor una provocación de tus letras!

guillermo elt dijo...

Siempre llevaremos sellados en nuestro corazón las alegrías y los sufrimientos; la cuestión es saber llevarlos para que no nos hagan daño toda la vida o no nos engriemos. Sacar lo bueno, lo positivo, los que mejor nos sirva para nuestra vida y procurar ser felices.

Besibrazos.

Publicar un comentario

Para los que solo fui sombra..para aquellos que deje huella...escribiré siempre que pueda todo lo que mis divagaciones me hagan sentir...