RSS Feed

28/6/12

Los huevos no se mojan..


Había una vez una niña llamada Lali que no tenía mamá ni papa y mucho menos una casa donde vivir.
Un día caminando por unas callecitas estrechas de un pueblo muy muy lejano, se encontró con un señor conejo que le dijo: Si no tienes casa yo te regalo uno de mis huevitos de pascua para que vivas en él.
La niña no sabía si decir si o no, pero en vista que no tenía otra mejor opción acepto y desde ese día vivía cómodamente en su casa huevo.
Cuando le tocó ir al colegio no podía entender por que sus amigos se reían de ella y se burlaban de su casita. Ella sabía que no era como las otras pero era una linda casita que ella cuidaba y limpiaba bien.
Al pasar el tiempo, una terrible tragedia ocurrió en el pueblito de calles de piedra y casitas pegadas. Una lluvia con un viento fuerte empezó a golpear las casitas. El viento levantó algunas  casitas por los aires y las otras…a esas se las llevó el agua cuando se metía por las puertas y ventanas.
Las personas se montaron en los aboles, los niños lloraban, pero solo una niña se mantenía quieta dentro de su casita. El huevo como era cerrado por todas partes no sufrió la furia de la tormenta.
Al dejar de llover todos bajaron de donde estaban y se pusieron tristes al ver como habían quedado sus casitas y la niña con mucha calma les dijo: No se preocupen, yo los ayudaré a tener otras casitas como la mía .
Entonces llamó a su amigo el Sr Conejo para que trajera muchos huevitos de regalo a las familias que se habían quedado sin casas y así los niños fueron felices de nuevo y se hicieron amiguitos de Lali.
Para mi que hay dos moralejas en el cuento..

1.   Si te mantienes cerrada a los sentimientos ninguna tormenta te hará daño
2,-    Que el hogar es hogar así vivas en un huevo…creo....verdad que si?

6 DEJA TU COMENTARIO AQUI:

el herrero dijo...

la chacha debe estar muy feliz de tener una abuela tan bonita que le inventa cuentos como este para dormir, muaaaaa y mandale muchos a la gurisita esa...

guillermo elt dijo...

STEMAAAAAAAAAA... Pero vamos a ver, mi linda y presiosona indiesia. Este gashego, a riesgo de equivocarse opina, que si Lali se hubiera cerrado a los sentimientos por las vurlas de sus compañeros del cole, cuando ocurrió la desgracia de las casitas, no se hubiera tomado la molestia de llamar a su amigo conejo para ofrecer casitas huevo a los demnificados... digo.

La segunda moraleja?... jeje... ahí las dao, no en un huevo, .... en una nuez o en un pistaxo, sería un hogar.

Pienso que Lali, afrontaba los problemas de la vida hacia su persona con la bondad y fortaleza de su corazón, y a la hora de ayudar, no le importaba quien fuera o daño le hubiera hecho, porque a todos ofrecía su bondad.

Bueno, STEMA y mi Cariño, que lo sabes para tí.

guillermo elt dijo...

Perdón... estoooooo... los huevos, sí se mojan... otra cosa es que resistan o no los embates de la climatología... ;)

Ahora tocan Besibrazos, STEMA

Francisco Espada dijo...

Ambas conclusiones me han parecido oportunas y acertadas.
Abrazos

jose maria criado lesmes dijo...

Enternecedora historieta amiga Seda, debía pensar escribir un libro de cuentos infantiles.
Unabrazo

JUAN FUENTES dijo...

Tus anhelos y iluciones,hacen que tu vida transcurra placidamente.
Un fuerte abrazo

Publicar un comentario

Para los que solo fui sombra..para aquellos que deje huella...escribiré siempre que pueda todo lo que mis divagaciones me hagan sentir...