RSS Feed

24/5/17

Los colores del Silencio. (Relato jueves 25 mayo)


Cada vez que se escuchaba el taquititear de aquel bastón sobre la acera, el aire se impregnaba de agradables aromas que llenaban de alegría las mañanas de los transeuntes …y no era para menos, porque la pequeña Charlotte, ciega de nacimiento, no solo ofrecía en sus cestas coloridas flores sino que con sus canciones alejaba las tristezas de todo aquel que la escuchaba.. Huérfana por omisión de unos padres que la abandonaron por su condición, se ganaba la vida en ese pequeño rincón de París, que si bien no le generaba muchas ventas, recibía buenas propinas….

Monsieur Periné, era un joven artista que se dedicaba a exhibir obras recuperadas del saqueo alemán, y en uno de sus descansos, mientras daba un paseo, se percató de aquella chiquilla que a pesar de su invidencia organizaba y elegía sin equivocarse los colores para sus ramos. Rozando los pétalos iba de una en una hasta encontrar la flor solicitada, inquietando al joven quien tímidamente le preguntó cual era su secreto para elegir sin errar, cada color.

Es sencillo,Monsieur…las flores me lo dicen.  El alma es un piano con muchas cuerdas, y cuando mis dedos tocan un color, estas vibran diferente…los sonidos quietos y tristes como un violín, son azules…los verdes, como burgueses adormilados roncan como un trombón, los rojos ensordecen con sus agudos sonidos de divos, los blancos con apacibles y angelicales sonidos y los amarillos, chiquillos delirantes cual clarinete chillón…

Y los tulipanes negros?

…el negro, suena como a la nada ...como el fin de todo...como perderse en el vacío de un silencio eterno sin futuro...sin esperanza...como resignarse a que nunca mas salga el sol ...

Monsieur Periné sintió que Charlotte no solo era una chica especial…era un prodigio, que tenia que pintar…

En el Louvre, junto a la colección privada de Monsieur Periné se exhibe un cuadro llamado “Los colores del silencio”, y desde la puerta, una mujer elegantemente vestida sonríe al recordar ese tiempo en que su bastón sonaba por las calles y las flores le contaban en secreto, que el amor estaba pronto a llegar…

(mas colores del silencio en este lugar de encuentro)

13 DEJA TU COMENTARIO AQUI:

El Demiurgo de Hurlingham dijo...

Muy inspirado lo de atribuir el silencio a otro sentido.
Una pintora ciega descubierta por un pintor.
Y ambos descubrieron el amor.
Bien contado.

Un abrazo juevero

Campirela_ dijo...

Que tierno y emotivo relato , precioso Diva me imagino a esa niña sintiendo en sus manos y en sus dedos los colores para poder pintarlos en su lienzo.
Un abrazo y feliz semana.

Roxana B Rodriguez dijo...

¡Qué majestuoso relato! Me ha encantado, especialmente, cuando personaliza los colores. Muy inspirado.

¡Un abrazo!

San dijo...

Que bella historia, realmente me gustó mucho.
Besos

Charo dijo...

Me parece un relato redondo, no solo por la historia tan bonita que cuenta sino por la forma en que está escrito, tan poético cuando la niña identifica los colores con instrumentos musicales..."el alma es un piano con muchas cuerdas" y además con final feliz.
Me ha encantado!
Un beso

Neogéminis Mónica Frau dijo...

Preciosa historia cargada de magia y emoción, como me gustan! jeje
Muy creativo tu aporte. un fuerte abrazo

Carmen Andújar dijo...

Una emotiva historia. ya dicen que los invidentes tienen más desarrollados los demás sentidos y esta chiquilla los tenía mucho.
Un prodigio de la naturaleza.
Un abrazo

MOLÍ DEL CANYER dijo...

Tu escrito es como una especie de cuento magico, una niña ciega con un don especial y un joven pintor con un final precioso, besos.

Tracy dijo...

Puñetero negro... Hemmos coincidido en él.

Maria Jose Moreno dijo...

Original manera de abordar el tema, con esta bella historia de silencios y en los que el negro sobresale, como ese vacío existencial, que odiamos y a la vez nos atrae. El silencio de alguno de los fundamentales sentidos, debe ser terroríficamente negro. Un beso y gracias por participar.

Yessy kan dijo...

Me ha encantado que original relato. El final es maravilloso, la niña convertida en una pintora, con su pintura expuesta, recordando los colores tan especiales en aquella total oscuridad.
Bso

Mamaceci dijo...

Es hermosa esa conexión, las vibraciones de cada color tensan una cuerda del alma de la niña, y ella lo sabe, y sabe algo mas de los demás que nosotros no, con los ojos del alma tal vez...
Encantador relato, el final me dibujo una sonrisa amplia en la cara
Beso grande

Maria Liberona dijo...

Ame tu relato, me encanto, me emociono no sabes cuanto,me dejo sin palabras demasiado bello

Publicar un comentario

Para los que solo fui sombra..para aquellos que deje huella...escribiré siempre que pueda todo lo que mis divagaciones me hagan sentir...