20/7/22

Soy un crayón roto...

Siempre dije que la inspiración es compañera de las tristezas y el desamor…porque el dolor, el sentirme rota y discapacitada de razón, me inunda de palabras que quieren salir y aunque a veces tardo en darles forma, al final adquieren algún sentido...nacen de ese rincón en mi cabeza que se conecta con algún sector aún sin coordenadas, puede ser cerca del corazón que se encoge y duele, o del codo que se estira para beber y olvidar o de un pulmón que suspira por alguien en especial…no se bien donde se encuentra ese lugar pero se que existe porque escribe en mi cabeza letreros de neón como si fueran en pluma y papel, mensajes de que así estoy mejor aunque por dentro muero de tristeza deseando volver a estar con él..

....en definitiva, soy como un creyón roto, como esos pedazos partidos que nadie quiere, pero, que no por estar quebrado ha dejado de pintar...Soy pedazos de creyón esparcidos del corazón y aunque me sienta rota, que no rompida, se que cada vez los pedazos son mas pequeños al igual que el dolor, pero con mucho color para seguir disfrutando esta vida...


4/7/22

...Cortazeando...


…y te pienso y sonrío sin sorpresa, convencida como estoy de que nuestro encuentro casual, fue lo menos casual en nuestras vidas…porque el amor no se elige, el amor nos elige y como un rayo nos parte todos los huesos y nos deja estaqueteados en el medio del patio… como aquellos versos en forma de hojas de otoño que ahora juegan a la rayuela donde ya no escuchan tus pasos… en ese lugar en donde sin buscarte te ando encontrando por todos lados, sobre todo chico listo, cuando cierro los ojos…


 

18/6/22

Con olores a café....


Yo les dije algo muy cierto, mí memoria es a todo color y a todo sentido....pero la estoy perdiendo..

Recuerdo tres casas, la casa azul que entrandito por la puerta del lado derecho habían unos cuadros o platos pintados con escenas de toreros, esa casa tenía un patio al lado izquierdo de la cocina con una escalera que llevaba al cuarto del tío sonrisas... Cuando recuerdo la casa azul me viene un recuerdo de olor a rico café pasado...

La casa amarillo-ocre con escaleras de entrada, la pienso y me viene el olor del polvo facial de mí abuelita, tan querida y coqueta...

....y también está esa...La casa Blanca con ventanas verde esperanzas y jardín de entrada, un grato olor a los aliños secretos de la tía Susita... sigo buscando ese olor y aún no lo consigo... era un platillo con patitas y maní súper rico !!  Mí abuelita en cama, reía como niña de las barbaridades de sus nietas, la tía Lily llegando con sus "beibis" pidiéndonos no decir palabrotas...!!!  El primo adolescente y las primas coquetas...cuantos recuerdos... 

Se que la memoria nunca es exacta porque tiene la influencia de otros recuerdos asociados al momento pero la suma de imágenes es lo que importa porque realza el sentimiento de ese instante y lo enriquece con todo lo que le rodea ... y ahora que lo pienso, por algo me gusta tanto el café !!

(De los paseos a casa de la abuela)

2/3/22

Letanía (Relato de los jueves)


Ella era un alma en pena...frágil y pequeña. No había luna de agosto ni lluvia en septiembre que le hicieran apartar de su mente los presagios de dolor y tristeza…Ella solo quiere atarse alas en sus muñecas y huir a otros planetas donde los borrachos se acuesten temprano y no haga falta una guerra para hacer brillar una ciudad…

A ella no le importa quien huye, quien se queda o quien pelea…Ella solo quiere el calor de esos eclipses de sol brillando en sus pupilas cada vez que se acerca la noche, repartiendo caricias en las cornisas… y lo espera a él…siempre a él, dentro de su casa desierta, sabiendo a ciencia cierta que su destino es vagar sin poder amar …sin hacer daño…

De eso no puede escapar…jamás podrá despertar de su melancolía y pasará sus noches buscando entre melodías, historias de amor que le hagan recordar…Eso busca Letanía al amanecer, un plano onírico e insómnico a la vez, donde puedan encontrarse uno en el sueño del otro antes que se puedan ver, las primeras luces del alba, los diarios con las noticias sobre una muerte anunciada de una guerra desigual y las putas regresando somnolientas a sus casas…

Por eso a ella le va o le viene ese huracán sin sentido de romper ideales sin motivos reales más allá de justificar el poder...ya no quiere ver ni pensar, pero es incapaz de borrar las injusticias que van de un lado al otro lado…madres llorando a sus hijos destrozados y gritos enterrados bajo los escombros de una zona cero que aún no encuentra sus aliados…¿Cuándo alguien tendrá piedad de ellos? ¿Cuándo Rasputín volverá de nuevo a sus infiernos?

Y se queda sentada entre los recuerdos que ya no recuerda y la visión de sangre derramada que le invoca desde su dualidad que es el momento de actuar…Si, ella era frágil y pequeña, pero no en este momento…no ahora, ya tendrá tiempo después de buscarlo en otro sueño...de mencionar el nombre del nombre del viento...
.............................................

Relato inspirado en un personaje del mundo paranormal de Demiurgo, una banshee que aparece como presagio de muerte…más historias de personajes en el blog de Demiurgo de Hurlingham

6/1/22

Bostezos sin forma...

 



Cacería de bruja de sueños inacabables…parece como si una escuadrilla de mosquitos dibujara en mi piel el estruendoso silencio que brota de tu sonrisa…Vago a paso errante, como si las calles fueran el cobijo amable de mis ganas de llorar, de mis ganas de escóndeme…de quien? en fin…que le puede importar a la existencia que quién amó, se cobijara bajo el atisbo de la llegada de una luna biforme con la más desvencijada y deslumbrante sonrisa...

No pido perdón ni intento borrar ni un segundo de oscuridad…hace tiempo que yo en mi arrogante ignorancia pagué cara mi osadía, pero te repito, no me excuso ni hago reproches…fue mi vida, solo mi vida la que me llevó a este singular devenir de recuerdos...porque al final se muy bien que todo indefectiblemente acabará sucumbiendo a las garras del olvido, aunque debes saber que aún me aferro a esas frases que escribíamos y que fueron construyendo el boceto inacabado de un espejismo llamado...ya no se ni cómo llamarlo..

En fin, lo que fue será, lo que se hizo se hará, y no me quedará más que admitir que en el fondo, las mañanas y las tardes sin ti, pasan lentas…volando como un caracol sin alas y por trillonésima vez repito...sigue siendo alucinante pensar en ti y prefiero no continuar escribiendo, ya comprobé que el amor es tan solo un eructo producto de un bostezo tan incipiente como el tamaño de la luna…

Las divagaciones se van acabando...ya no puedo recolectar mas estrellas...


6/11/21

Un sancocho es...fiesta..rumba...amigos...y más..

En un lugar de Venezuela..una noche cualquiera...


El otro día leí lo que le decía un padre a su hija, quién habiendo nacido en Estados Unidos, le llamó la atención una palabra que su padre mencionaba a unos amigos…

Papá… ¿Que es un sancocho?

Y la mamá que era también americana le dijo:

Hija, sancocho es una sopa…

A lo cual el padre, muy solemnemente respondió:

No hija. No es solo una sopa, agua y verduras…es mucho más que eso.

Para un venezolano, un sancocho es ... amistad, amor, fraternidad, besos, abrazos. 

Es compartir con el vecino, con los amigos y con el que llegue,… es probar aquí,… probar allá.

Es parranda, es rumba, es navidad, semana santa y carnaval...

Es playa, aguardiente, ron, amigos, raticos, momentos, años que componen la felicidad del venezolano.

Es sol, llano, montañas y laderas…es manantial y río al carbón.

Es tambor y pescado, carne y verduras, es ricura, es familia... es amor!!.

Ella emocionada le contestó:

¿Cómo puedes saber todo eso?

Lo sé… porque soy de allá y allá crecí y un Sancocho es un icono venezolano que nos identifica.

-        Papi, yo quiero ser Venezolana!!!, ... hazme un sancocho!!!.

Qué difícil es explicar las cosas sencillas de la cotidianidad de un venezolano…mucho más cuando se está lejos y las lágrimas te nublan los escritos… es duro traducir un sentimiento que no se quedó en los espacios vacíos de nuestras viviendas...Que triste es mirar a lo lejos y no ver sino recuerdos…y sé que algunos pensaran que un sancocho se puede hacer en cualquier lugar…pero no. Ni las hallacas saben igual que en Venezuela…ni el pan de jamón, ni las cachapas con queso telita, es así…, las tradiciones son del lugar al cual pertenecen…Navidad sin patines, sin parranda, no es igual…y esta nostalgia se resume a eso...ya llega otra navidad y cada vez somos menos en este exilio voluntario..