RSS Feed

8/9/13

Para volar en Domingo..

“En este mundo impiadoso 
donde la inquietud impera,
 nada como un buen reposo 
¡poesía por compañera! 

Besa al corazón dichoso,
 siendo así, de esta manera
 ¡soltar el ancla gozoso…!
 en deliciosa quimera.”

Un buen libro de poemas para el domingo..”Mariposas de papel” de Isidoro Gómez González..

Un mensaje para el domingo: No te preocupes mucho por las cosas, todas las cosas suceden como deben ser.

Había un Rey que tenía un Consejero el cual, a cada cosa mala que al Rey le pasaba el respondía: “Todo sucede como debe ser”

Un día una enorme plaga cayó en su territorio acabando con sus sembradíos y pastos...el Rey de inmediato llamó a su Consejero para que le dijera que hacer ante tal desgracia:

-        Mi Rey, todo sucede como debe ser.

El Rey no se sentía bien con las respuestas que éste Consejero le daba, porque siempre lo había considerado muy sabio, aún así aceptó lo que le decía.

El Rey tenía un caballo muy bello que él quería mucho. Un día este caballo al ver que no había nada que comer, se escapó a las montañas. Todos los súbditos de la corte, vinieron rápidamente a querer consolar al Rey y dijeron:

-        Que mala suerte, su majestad, que vuestro caballo preferido se haya escapado a las montañas

El Rey llamo a su Consejero y este le dijo:

-        No es mala suerte, todo es como debe ser

El Rey se empezó a impacientar con el Consejero pero aun así le dejo seguir en su puesto. Un día el Rey afilando su espada perdió uno de sus dedos y gritando del dolor llamó a su Consejero el cual de nuevo le dijo lo mismo..que todo sucedía porque así debía ser. Quizás por el dolor, esta vez el Rey no aguantó mas y lo mandó a encerrar en la torre mas solitaria del castillo donde no pudiera escucharlo nunca mas.

A los pocos días sale el Rey con varios personeros de la corte y se van a conquistar tierras y riquezas. En un lugar sufren una emboscada por integrantes de una tribu de caníbales que se comieron a todos los de la corte y sus caballos, incluyendo el caballo de Rey pero lo apartaron a él dejándolo a un lado.

El Rey no entendía porque lo habían dejado vivir y  luego escuchó como algunos decían que nadie se lo comiera porque era un ser imperfecto y que eso traía mala suerte...el Rey se salvó de ser comido porque le faltaba un dedo!!

Empezó a caminar el Rey hacia su pueblo y cuando se encontraba cansado y a punto de desfallecer pudo ver entre los arboles a su caballo favorito que se acercaba. No estaba solo, sino que en el tiempo que estuvo en la pradera había logrado hacerse de una manada de bellos caballos que el Rey pudo llevar a su castillo.

Lo primero que hizo al llegar fue liberar al Consejero y le imploro perdón por lo que le había hecho.

-        Tú tenías razón, mi fiel Consejero. Todo en esta vida sucede por una razón.

Y desde ese día y hasta el momento de su muerte el Consejero estuvo siempre a la derecha del Rey………………. Fin

Que tengan un feliz domingo.

1 DEJA TU COMENTARIO AQUI:

el herrero dijo...

lindaso!!!...caballo, consejero o subdito o rey, el estar a tu lado es el premio mayor no importa el puesto ni la alcurnia,besotes!!!!

Publicar un comentario

Para los que solo fui sombra..para aquellos que deje huella...escribiré siempre que pueda todo lo que mis divagaciones me hagan sentir...